in

Lo bueno, lo malo y lo feo de Life is Strange 2


Por: Fernando Chuquillanqui

Periodista, cinéfilo, coleccionista, gamer.

Life is Strange (2015) es un videojuego de contrastes. Lo dije en mi análisis: es una obra con claroscuros, que une artificialmente acontecimientos y personajes para generar emotividad en el jugador. Pero eso no quita que tenga momentos muy bien conseguidos.

La historia de Max y Chloe no me dejó indiferente, al punto que me animé a comprar la precuela Before the Storm (canónica, pero no hecha por Dontnod), que lamentablemente coquetea con el despropósito salvo por su correcto cierre y por el notable capítulo de bonificación Farewell.

Life is Strange 2 no continúa la historia de Max y Chloe, sino que presenta a nuevos protagonistas. Sin embargo, esta nueva aventura se desarrolla en el mismo universo creado para el primer videojuego, por lo que hay espacio para sorpresas y cameos.

¿Lo nuevo de Dontnod supera al original?, ¿es una compra recomendable? Tras haber terminado la campaña, creo que puedo ensayar una respuesta.

Lo bueno

Life is Strange 2 cuenta las desventuras de Sean y Daniel Díaz, hijos de un inmigrante mexicano en Estados Unidos que, debido a unos tristes -y sobrenaturales- acontecimientos se ven obligados a emprender una fuga sin rumbo fijo.

Este viaje no solo sirve para moldear la relación entre ambos protagonistas sino especialmente para forjar la personalidad de Daniel, el más pequeño los hermanos.

En el universo de Life is Strange, hay personas excepcionales. Ya vimos a Max, que en el primer juego tenía el poder de rebobinar el tiempo y viajar a puntos exactos del pasado. En esta secuela, Daniel domina la telequinesis.

El argumento de Life is Strange 2 no solo nos muestra cómo los hermanos lidian con este poder sobrenatural, sino cómo ambos enfrentan a una sociedad llena de prejuicios y racismo. Ambos se enfrentan directamente contra la peor cara de un Estados Unidos conservador e intolerante.

Si bien el argumento está lleno de buenas intenciones, creo que -como en el primer juego- se falla en la ejecución. Pero de esto me explayaré en la siguiente sección del análisis.

Tal como adelante, Dontnod ha moldeado un universo en el que todo está integrado y en el que -pese a la independencia de los argumentos- nuestras decisiones tienen una repercusión que trasciende entre juego y juego.

Esto se ve con mayor nitidez en el capítulo final de Life is Strange 2, donde nos cuentan a través de un personaje en particular las consecuencias de nuestras acciones y las lecciones que dejamos atrás.

En Life is Strange 2, está también presente el famoso ‘efecto mariposa’ (todas nuestras decisiones y acciones tienen un efecto sobre los protagonistas y el entorno). Sin embargo, a diferencia de lo visto en el primer juego; en Life is Strange 2, nuestras decisiones y acciones están moldeando al pequeño Daniel, que será finalmente quien decida el devenir del argumento.

Esto se traduce en varios finales (con sus respectivas variantes) dependiendo de las decisiones que hayamos tomado a lo largo de los cinco episodios. Es algo sumamente interesante, ya que abre un abanico de opciones amplio de cara a una eventual tercera entrega.

Life is Strange 2 lleva a nuestros protagonistas por varias ciudades y, por ende, a distintas locaciones. Esto es un plus respecto a las anteriores entregas, que estaban limitadas a una urbe en particular.

El juego cuenta con un spin-off gratuito, The Awesome Adventures of Captain Spirit. Este capítulo extra, que funciona como una suerte de demo, sirve para presentar en detalle a personajes secundarios de la historia. Es un episodio pausado, nostálgico, muy bien estructurado, con una carga emotiva realmente poderosa.

Finalmente, quisiera destacar la banda sonora de Life is Strange 2, que reúne piezas orquestales originales, pero también canciones populares de reconocidas bandas, como Phoenix, First Aid Kit, Gorillaz, entre otras.

Lo malo

Como adelanté, a nivel argumental Life is Strange 2 aborda temas relevantes y de actualidad, como la religión, el racismo, la xenofobia, entre otros. Sin embargo, el argumento se va por el camino fácil, dándole una característica negativa a los antagonistas sin mayor reflexión de fondo. Es simplista decir que tal personaje es ‘el malo’ por ser racista, sin ir al fondo del problema, sin analizar una coyuntura.

Otro punto negativo es que la historia abandona a varios personajes que empezó a construir bien. Sean en el primer episodio tenía una mejor amiga y un interés amoroso, que abandonamos y prácticamente borramos en el siguiente capítulo. Igual pasa con otros personajes que se presentan a lo largo de la campaña.

Esta suerte de abandono podría deberse a la necesidad de hacer la historia avanzar, pero esto contrasta frontalmente con varios segmentos terriblemente aprovechados de la campaña, que aportan poco o nada al argumento. En vez de tanto relleno, los guionistas pudieron dar más tiempo en pantalla a estos personajes abandonados y darles un mayor desarrollo.

A nivel jugable, Life is Strange 2 da un paso atrás respecto a la primera entrega. Nosotros controlamos a Sean, el hermano sin poderes. Esto limita las posibilidades jugables al límite, ya que si queremos realizar determinadas acciones (como engañar a enemigos o liberar zonas) el único camino que tenemos es darle órdenes a Daniel.

La situación no es tan grave como en Before the Storm, en el que se sacaron de la manga auténticos despropósitos como duelos verbales. Pero igual estamos ante un juego muy limitado en este apartado.

Dontnod utiliza en este juego el Unreal Engine 4, un motor que en mi opinión no ha sido bien explotado. El trabajo a nivel gráfico es bastante mejorable, con modelados poco desarrollados y texturas planas. El apartado artístico no termina de definirse, ya que por momentos se busca el realismo mientras que en otros se apela a la caricatura.

El diseño de los escenarios es bueno, con una falsa sensación de libertad de movimientos, pero todo decae cuando empezamos a ver las cosas en detalle. Hay geniales paisajes y locaciones como para memorables instantáneas, pero cuando este cuadro empieza a moverse es que empezamos a ver las falencias.

Además, Life is Strange 2 tiene muchos glitches, la mayoría curiosos (como el que adjunto en este análisis), que nos quitan de la inmersión en situaciones serias o tensas.

Lo feo

A diferencia del primer Life is Strange, en el que los cinco capítulos salieron con poco tiempo de espera entre ellos (dos meses, aproximadamente), entre enero y octubre de 2015; Life is Strange 2 tuvo prolongados silencios entre episodio y episodio, lo que prolongó la finalización de la historia hasta por más de un año (septiembre de 2018 hasta diciembre de 2019).

Conclusión: Life is Strange 2 es -como su predecesor– una obra con claroscuros. Sorprende la capacidad que tiene Dontnod para elaborar argumentos complejos y cargados de simbolismos (a pesar de los facilismos ya descritos en el análisis), pero esto no quita que el equipo desarrollador busca diferenciarse del resto. A nivel jugable, se ha dado un paso atrás, por lo que el estudio francés ya debería estar evaluando explorar otras alternativas de cara a una tercera entrega. Life is Strange 2 me ha dejado satisfecho, ya que consolida un universo rico que puede dar para más. Sin embargo, hay varios elementos que desdibujan el producto final y que quedan como tareas pendientes de cara al futuro.

Y ustedes, ¿jugaron Life is Strange 2?, ¿qué opinan del juego de Dontnod Entertainment y Square Enix?





Source link

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

Vizcarra recibió en sesión del Consejo de Ministros a Jorge Muñoz para coordinar acciones contra la COVID-19

¿Por qué es complicado sancionar la especulación en los precios de medicamentos? [INFORME]